César Rengifo en dos grandes obras

02/08/2013

Como parte de las actividades académicas realizadas en el marco de la Cuarta Feria del Libro de Caracas, se bautizó el día de ayer el ejemplar que compila dos obras del maestro de la dramaturgia Cesár Rengifo, que llevan por nombre ¿Por qué canta el pueblo? y Harapos de esta noche.

La actividad fue guiada por el profesor Saúl Rivas Rivas y el maestro Humberto Orsini, quienes ofrecieron una conferencia a los asistentes que se acercaron al lugar con el deseo de saber sobre la vida y obra del autor.

Los ponentes que conocieron en vida al dramaturgo dieron luces sobre los títulos compilados en la Colección César Rengifo, del Fondo Editorial Fundarte, con la que reconocen el legado de quien fuera, además de escritor, un excelente artista plástico y perio- dista.

“Estamos a dos años de cumplirse los 100 años del nacimiento de César y desde hace ya tres años celebramos el Día de la Dramaturgia cada 14 de mayo, en su homenaje. Rengifo nace en plena dictadura de Juan Vicente Gómez, y a propósito de eso sus obras estuvieron orientadas a transmitir los estragos que esa época provocó en nuestro país”, afirmó Rivas.

Según Rivas, ¿Por qué canta el pueblo? es la travesura de un rebelde, una comedia contada en lenguaje coloquial, en la cual se toma como eje central a una familia encabezada por un padre profundamente gomecista, mientras la madre y los hijos rechazan su dictadura. Esta situación desencadena una serie de conflictos, entre los que se inmiscuye “la sagrada”, tal y como se denominaba a la policía de Gómez en la época, que terminó causando desgracias en el hogar . “Esta situación trae a colación un hecho contemporáneo, ya que despeja el mito de que la familia se ha separado por causa de la revolución”, explicó Rivas.

Por su parte, Orsini se permitió dar una visión sobre Harapos de esta noche, ópera prima de Rengifo, de la que afirma tener el honor de realizar su lectura dramatizada. La pieza teatral que definieron como una especie de melodrama trata de la relación informal entre una mujer trabajadora y un hombre de clase alta, de la que nace un niño. El pequeño, quien en principio no fue reconocido por su padre, crece y es reclamado en medio de un conjunto de injusticias sociales que desfavorecen a la madre, quien finalmente da un giro fatal a la historia.

“Esta obra denuncia la estructura social de los 50. La orfandad de los despreciados que, al no tener leyes para ampararse, utilizaron lo necesario para subsistir”, afirmó Orsini.

Ambos ponentes concluyeron que Rengifo dejó un conjunto de obras completas en las que mediante la crónica se cuenta la situación y la historia de un país.

Asimismo compararon la visión del Comandante Supremo Hugo Chávez con la de Rengifo desde sus diferentes praxis y momentos históricos. “Los dos grandes socialistas demostraron que sin inclusión cultural no hay revolución política o social”, destacó Rivas Rivas para finalizar la ponencia.

Ciudad Caracas